martes, 27 de noviembre de 2012

Blancanieves (Pablo Berger)



















 






F I C H A   T É C N I C A
Título: Blancanieves.
Género: Drama.
Dirección: Pablo Berger.
Reparto: Inma Cuesta (la madre), Daniel Giménez Cacho (el padre), Pere Ponce (el chófer), Maribel Verdú (la madrastra), Ángela Molina (la abuela), José Maria Pou (don Carlos), Macarena García (Carmen/Blancanieves), Sofía Oria (Carmencita), Ramón Barea (don Martín).
Guión: Pablo Berger; inspirado en el cuento de los hermanos Grimm.
Música: Alfonso Vilallonga.
Fotografía: Kiko de la Rica.
Montaje: Fernando Franco.
Vestuario: Paco Delgado.
Producción: Pablo Berger, Ibon Cormenzana y Jerôme Vidal.
Duración: 90 min.

S I N O P S I S
Sur de España, años 20. Carmen/Blancanieves es una joven con una infancia atormentada por su malvada madrastra. Su padre, el famoso matador Antonio Villalta, impedido en una silla de ruedas, tras una grave cogida, la enseña a torear. Cuando Carmen es abandonada en el río, dándola por muerta, es recogida por una troupe de enanos toreros.


                                                        C R Í T I C A S 

"CUÉNTAME UN CUENTO" (Por Cova)
Mucho  esmero ha  puesto el director en esta película, una recreación de los años 20 en este nuestro país,  bien hecha y con momentos llamativos y simpáticos, como esa vista de la gente entrando a la plaza, al comienzo de la película, la sesión de fotos con el cadáver del torero, que, se los juro, se puede creer que es un cadáver de verdad, o el enanito desconcertado cuando echa cuentas y descubre que son seis en lugar de siete. Es un ejercicio técnico notable, pero la historia  a mi, que quieren que les diga, me dejó bastante indiferente. El momento mejor, el final y no lo digo porque termina la película, sino porque me pareció un buen final. ¿Me lo parece o se detectan influencias-homenaje a Berlanga, Buñuel, Browning (Las tres B) o incluso  Neville? 
Pero... si soy sincera, ya me hubiera gustado que en lugar del toreo, se hubiera utilizado como argumento algo más moderno... ¡¡Qué se yo!!!..  Un empresario honrado, un banquero que no roba, un político que defiende y protege los intereses y necesidades de los ciudadanos (recuerden que Blancanieves es un cuento, así que la imaginación es libre) y dejar de vender de una puñetera vez la España de toros, flamenco y olé que ya huele a muerto.
Por otra parte, teniendo en cuenta que “The Artist” ganó el año pasado el Óscar a la mejor película, supongo que nadie se hará muchas ilusiones sobre las posibilidades de que ésta gane el Óscar a la mejor película extranjera. Aunque, como decía aquel de cuyo nombre no consigo acordarme,  no descartemos ninguna posibilidad.

“UN CUENTO LÚGUBRE” por Vladimir Eisenstein
“Blancanieves”, película muda y en blanco y negro, es un brillante ejercicio de estilo, sin duda, pero también es algo más. Es una cuidada recreación de la iconografía de los años 20 en España, de cierta sentimentalidad nacional trágica y una hermosa película, aunque puede que no redonda, porque es cierto que hasta su conclusión no adquiere intensidad, no consigue emocionar, debido, quizás, a un ritmo algo acelerado y ausencia de planos largos. Pablo Berger podría haberse fijado más en la eficacia melodramática de Murnau  que en brillantes recursos expresionistas, admirables, pero que no facilitan la recreación de atmósferas y emociones. La corrida de toros final es el momento decisivo en que la película salta de agradable visionado a momento conmovedor hasta llegar a un tenebroso y mágico desenlace con el que Pablo Berger se gana las dos orejas por tan delicado y arriesgado trabajo.



1 comentarios:

Eukeni Uriarte dijo...

Las dos orejas y el rabo a esta obra de Pablo Berger. Ahora bien, mejor no hablamos de los Oscar Cova, creo que cuando uno utiliza recurso tan pintorescos y limitados a cierta parte del mundo (me refiero al mundo taurino por supuesto)no puede pretender grandes cosas en una esfera internacional. Increíble expresividad de Macarena e increíble papelón. Buena película.

Publicar un comentario

Gracias por participar en enCINErados

enCINErados